No sé si pido mucho

No sé si pido mucho, igual sí, no lo sé...pero me conformaría con poder besarte una vez al día, abrazarte cada vez que tuvieras ganas de llorar y hacerte reír a cada momento. Esperarte cuando salieras del trabajo, y simplemente observar como ves llover tras la ventana.
Y si, ya sabes como soy, me gustaría escribirte algún texto pequeñito cada día, solo por el placer de ver tu sonrisa al leerlo.
Ahora, valóralo, y si es poco, me lo dices.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Si volviera a nacer.

Solo te lo escribo

Te quiero mirar